News

El Giro resuelve a la italiana el dilema de las invitaciones


Los responsables del Eolo-Kometa celebran su inclusión en el Giro. / E. K.

Ciclismo

Drone Hopper-Androni, Eolo-Kometa y Bardiani, los tres equipos UCI Pro Team del país, correrán la prueba rosa para deleite de aficionados y patrocinadores locales

El ciclismo italiano ha resuelto a su manera, priorizando el patrimonio deportivo, comercial y afectivo del país, el dilema cada vez más complicado en el negocio del ciclismo de repartir las invitaciones para una grande. El Giro se debe a Italia y los italianos y ha podido salvar sus compromisos globales sin renunciar al romanticismo interno. Ayer dio a conocer que concede las llamadas ‘Wild cards’ a los equipos Drone Hopper-Androni, Eolo-Kometa y Bardiani-CSF, las tres únicas formaciones de la segunda división del ciclismo mundial. El resto de la participación en la carrera que partirá de Budapest el 6 de mayo la completan los 18 conjuntos ‘World Teams’ y el Alpecin como mejor equipo Pro Team de 2021.

La decisión ha venido favorecida por la renuncia del equipo francés Arkea-Samsic, que tenía derecho a elegir participar o no en la carrera como segundo mejor equipo UCI ProTeam del año pasado. La escuadra de Nairo Quintana declinó su invitación y dejó espacio para un tercer invitado.

Los tres equipos invitados colocan en el escaparate de la primera de las grandes un buen número de corredores y patrocinadores italianos, el binomio de base del ciclismo en cualquier país. Celebraban ayer la noticia Alberto Contador e Ivan Basso, responsables del Eolo-Kometa que disputará la prueba por segundo año consecutivo y que tiene como reto repetir la victoria de etapa que consiguió en 2021 con Lorenzo Fortunato en el Monte Zoncolan. Y lo festejaba Gianni Savio, veterano director del Drone Hopper-Androni, que vuelve a poder ofrecer a sus talentos y las casas comerciales que les sustentan la plataforma que tanto desean. Veinticinco años lleva haciéndolo con distintas marcas.

La Vuelta visita Irun

Los equipos españoles miran ahora a La Vuelta, que tiene que desvelar aún sus invitaciones, se tiene que ceñir a 22 equipos y sabe que el Arkea no renunciará. El escenario deja un escaso margen de dos ‘wild cards’ a criterio del organizador. Euskaltel-Euskadi, Caja Rural, Kern Pharma, Burgos-BH… Y solo entran dos. Casualmente, La Vuelta visitó ayer Irun para preparar los detalles de la salida de la 5ª etapa de esta prueba, el 24 de agosto.



Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.